Home

Instagram es un canal excepcional para desarrollar nuestra actividad Social Media. Es la unión perfecta, en fotografía social, entre viralidad y crecimiento exponencial de usuarios. Desde su creación, en octubre de 2010, y a pesar de sus crisis, es una herramienta muy relevante en nuestra actividad de marketing.  Digo crisis porque Instagram fue adquirida por Facebook en 2012 y, por los cambios de política de privacidad de Facebook, muchos usuarios se dieron de baja. Instagram dio marcha atrás y amplió sus posibilidades: de ser una herramienta sólo para colgar fotografías a través del móvil, pasó a permitir publicar desde el PC o Mac.

Para que veáis la importancia de éste medio social os dejo algunos datos (fuente):

  1. Los usuarios suben 26 fotografías por segundo en todo el mundo.
  2. Se realizan 81 comentarios por segundo.
  3. Y lo más relevante: 575 likes por segundo. ¿Y te lo vas a perder?

Instagram

Vayamos al grano. Nuestra presencia en Instagram debe estar planificada, con unos objetivos claros, si queremos potenciar nuestra marca:

  1. Sube fotografías con historia: no utilices Instagram para colgar todas las fotografías que tengas. Lo que comes, lo que visitas, lo que haces. Nada es interesante si no tiene una historia detrás que le de cuerpo. Esfuérzate.
  2. Usar los #hashtags con moderación: si en cada fotografía ponemos varios #hashtags, intentaremos abarcar mucho y en realidad no abarcaremos nada. Se listo. Úsalos cuando sea necesario.
  3. Crea un estilo: fotografías de tus viajes, de naturaleza, urbanas, en blanco y negro. Lo que sea, pero que te de una identidad. Los demás sabrán que es una fotografía tuya sólo con verla.
  4. Publicar regularmente: lo que no significa varias veces al día, masivamente. Decide cual es tu ritmo de publicación y defiéndelo, siendo flexible.
  5. Titula bien, describe bien, etiqueta bien: es básico para posicionar el contenido. Si cuelgas una fotografía de una ciudad y la etiquetas como naturaleza, es como freír un huevo sin sartén. Viraliza.
  6. Muéstrate: las fotografías deben reflejar tu marca, sea esta personal o profesional. Deben ser el escaparate de lo que haces, de lo que dices. Acerca tu empresa a los usuarios mostrando detalles de tus productos.
  7. No mirarse el ombligo: hablar de nosotros, pero también mostrarnos generosos con el contenido de los demás que nos guste. Viraliza y crea empatía.
  8. Busca seguidores: entre los usuarios con características similares, que compartan nuestros gustos o nuestro sector profesional. Utiliza los botones sociales y las suscripciones. No hagas spam comunicando directamente con terceros para sumar seguidores. Huirán de ti como si fueras una mofeta.
  9. Dosifica el contenido: tienes unas buenas fotografías que detallan un producto que vas a lanzar. No lo publiques de golpe. Dosifica el contenido. Crea una trama. Utiliza el lenguaje como un juglar de la Edad Media. Se algo poeta, pero sin pompa.
  10. Y sobre todo, se tu mismo: no te engañes ni engañes a los demás. Se pilla antes a un mentiroso que a un cojo.

PD: si te ha gustado el post, no olvides compartirlo en los botones sociales. Muchas gracias por tu visita. Hasta pronto!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s